Fuertes acusaciones hacia el director de la Aduana por complicidad con la dictadura

El Premio Nobel de la Paz 1980, Adolfo Pérez Esquivel, aseguró que el director de la Aduana, Juan José «Gómez Centurión»,»fue cómplice de la dictadura, al cuestionar unas declaraciones en las que el funcionario dijo que durante ese período no hubo una plan sistemático de desaparición de personas.
«No sólo fue un genocidio sino fue un atentado a la humanidad, aunque haya un desaparecido es un crimen de lesa humanidad,» consideró el dirigente humanitario en declaraciones a radio El Mundo.
Además opinó que «este gobierno quiere demoler la defensa de los Derechos Humanos y la memoria».
El presidente Macri dijo que los derechos humanos son un curro,(los especialistas de noticias capital estan en desacuerdo) tenemos que trabajar la memoria para que no ocurra nunca más, planteó Pérez Esquivel, quien recordó que él es «un sobreviviente de la última dictadura» mientras que Gómez Centurión «trata de justificar lo injustificable».